ZEBEN DÍAZ, CAMPEÓN DE ESPAÑA Y VICEPRESIDENTE DE LA ASOCIACIÓN CANARIA DE FOOTGOLF

en MIRA - DEPORTES el .

“Nuestra intención es poner el footgolf en boca de todo el mundo”

Casi como un cuento ha sido la historia de Zeben Díaz con el footgolf. Hace tan solo un año, ni siquiera conocía este deporte. Unos meses después, es el campeón de España de ffotgolf, una modalidad que ha entrado con fuerza inusitada en nuestra comunidad y que da la impresión que va a ser todo un boom dada las condiciones espléndidas, en cuanto a clima y otro tipo de condicionantes, que tenemos en estas islas para su práctica. Zeben se muestra entusiasmado no solo con su irrupción en este deporte, sino con el nivel con el que se están mostrando muchos de sus compañeros en los diferentes campeonatos nacionales e internacionales.

Nuestro protagonista nos contó los entresijos de su triunfo en el campeonato de España, y diversos aspectos que están haciendo al footgolf toda una revelación.

Para comenzar, explícanos qué es el footgolf y cómo descubres este deporte.

“El footgolf es un deporte que nació hace nueve años en Holanda y que se juega en un campo de golf con las mismas normas y sistema de juego, pero con la técnica de golpeo del fútbol, además de utilizar las mismas herramientas del deporte rey, es decir, unas botas (de taco turf) y un balón de fútbol reglamentario de la talla cinco, el mismo que se utiliza en fútbol once. Los hoyos son adaptados a la medida del balón reglamentario y tienen un diámetro de cincuenta y dos centímetros.

Conozco este deporte gracias a Carlos Romero, que es el actual presidente de la Asociación Canarias Footgolf. Carlos y yo fuimos compañeros de equipo algunos años y lo practicaba, de manera aficionada, en el campo de Los Lagos, de Golf Costa Adeje. A principios de este año me invita a formar parte de la asociación y a ocupar el cargo de vicepresidente, junto al secretario general, Manuel Pais. En el mismo momento en el que lo probé, me enganché”.

Este deporte está, como quién dice, recién llegado a las islas ¿cuáles son las expectativas de crecimiento que tienen desde la Federación Canaria de la que eres su vicepresidente?

“En la península ya nos llevan varios años de práctica, pero eso no significa que nos lleven el mismo tiempo de nivel. Por ejemplo, en el Master de España, donde participamos por primera vez este mes de diciembre, fuimos tres los tinerfeños que ocupamos puesto entre los cinco primeros. Yo quedé campeón, Maikel Álvarez subcampeón y Carlos Romero quinto entre los sesenta participantes. Ezequiel Arbelo quedó en el puesto once y Manuel Pais fue subcampeón en la categoría senior.

En cuanto a las expectativas, nuestra intención es poner este deporte en boca de todo el mundo. Lo bueno que tiene es que cualquier persona que sepa chutar un balón puede practicarlo, incluso sin saber hacerlo. Con la Asociación (Federación) hemos dado un gran paso y la intención es llegar a la media centena de asociados en el archipiélago.

Ya hemos puesto en marcha la Liga Canaria y hemos organizado tres torneos: uno individual, otro por parejas (ambos denominados Isla de Tenerife) y una Capital Cup, que es un europeo con puntos FIFG.

Nuestra principal intención es establecer este deporte en Canarias de manera definitiva, ya que contamos con numerosos campos de golf en todo el archipiélago y las mejores condiciones meteorológicas durante todo el año en toda Europa”.

Como nos comentabas, vienes de proclamarte nada menos que campeón del Master España, donde el subcampeón y el quinto clasificado también fueron deportistas canarios. Cuéntanos como fue la experiencia.

“La verdad que fue increíble. La participación se basaba según la clasificación en la Liga Canaria y los que fuimos a Salamanca éramos los que quedamos en la parte alta, teniendo en cuenta que la lista corría si algún jugador no podía ir. En principio, no teníamos pensado asistir, ya que, al ser un puente como el de la Constitución, los billetes de avión estaban muy caros y eso nos echó para atrás. Incluso comunicamos al Consejo Nacional nuestra intención de no asistir por motivos logísticos, pero buscando, encontramos billetes para poder participar. Hay que tener en cuenta que esto nos lo costeamos cada uno.