VI EDICIÓN DE LA OFRENDA ATLÉTICA VIRGEN DEL SOCORRO

en GUIMAR MIRA - DEPORTES el .

Este próximo día 8 de septiembre, en el marco de las Fiestas en honor a la Virgen del Socorro se celebrará una nueva edición, la sexta ya, de la ofrenda atlética. Lo que comenzó siendo una idea en voz alta, como su principal impulsora nos explica más abajo, se ha convertido en uno de los momentos imperdibles y más emotivos de esta fiesta, tanto para los que participan activamente realizando al completo el recorrido de 10 km, como para las personas que esperan en los alrededores de la ermita y en general en todo el caserío para aplaudir emocionados a los participantes.

Nena Jorge es la organizadora de este precioso evento que cada año crece exponencialmente, y nos cuenta cómo surgió la idea de realizar esta ofrenda: “simplemente había ido al Médano a correr y en el coche me dije “con la devoción que hay por la Virgen del Socorro ¿porqué no hacer una ofrenda a la Virgen…?”. Al día siguiente ya estaba en el Ayuntamiento de Güímar planteando el tema. Ellos han colaborado con nosotros desde el primer momento. Me costó mucho ese primer año, y aunque no me gusta pedir, lo hice hasta que lo logramos”.

Nena nos da los detalles de la ofrenda de este año, que cuenta con la novedad de las camisetas recortadas: “efectivamente este año hemos optado por un diseño diferente en las camisetas. La inscripción puede realizarse hasta el día 31 de agosto en Deportes Elta de Güímar. La inscripción tiene un coste de 8 euros, que incluye camiseta y ramo de flores para la ofrenda. Pedimos además un kilo de alimentos que será donado a Cáritas de Güímar, el mismo día de la ofrenda. La salida la realizaremos desde la Plaza de San Pedro a las 8:30 de la mañana, desde donde partiremos para realizar el recorrido habitual de unos 10 km. Abajo, como estos últimos años, los bomberos nos mojarán cuando entremos al caserío y la gente con las mangueras cuando vayamos por la calle Piedra Estila,…es una pasada. Después de la ofrenda tendremos un desayuno y por supuesto, servicio gratuito de guaguas para el regreso. Quiero agradecer a todos los colaboradores que hacen posible que pueda celebrarse una nueva edición de esta ofrenda atlética: Ayuntamiento de Güímar, Ayuntamiento de Arafo, Bomberos de Güímar, Cruz Roja, Protección Civil de Güímar, Bar Restaurante Parada, Deportes Elta, Radio 6 Tenerife, El Pregonero, Kiosco El Socorro, Floristerías de Güímar, Pastelería Nati y NM Fotografos”.

Quisimos también hablar con alguno de los participantes en esta ofrenda, y aunque cualquiera hubiese sido válido, creemos que nuestro protagonista representa espléndidamente lo que se siente realizando esta prueba. Juan Fernando lleva muchos años cargando a la Virgen del Socorro el día 7 de septiembre y ahora también es asiduo a la ofrenda atlética donde ha participado en todas las ediciones: “llevo toda la vida, viviendo El Socorro y la considero mi segunda Madre, a la cual este año se cumplirán 39 años cargándola. La ofrenda atlética fue una iniciativa muy gratificante y emotiva que tuvo Nena Jorge y su equipo de colaboradores, y desde el primer momento me apunté al carro. Y eso que es duro después de un largo día de fiesta el 7 de septiembre, levantarte temprano el día 8 y calzarte los tenis para ir a la ofrenda, pero cuando te pones la camisa con la imagen de Nuestra Madre, parece que vas en volandas hasta la plaza de San Pedro a encontrarte con un montón de conocidos, amigos, vecinos y amantes del atletismo que vienen a acompañarnos y a los que no me canso de darles las gracias ya que sin ellos no hubiese sido posible iniciar este acto tan emotivo que año tras año crece y que cuando vuelva a caer en fin de semana veremos como la serpiente humana rodeará la montaña en su totalidad”.

Además de la emotividad propia de la ofrenda, Juan Fernando desde hace unos años tiene otro motivo para bajar con emoción durante el recorrido: “Cuando mi niña más pequeña tenía 5 añitos quería ir y le dijo que no, que más adelante. Un año después, le comenté a Nena la posibilidad de que bajara y me dio el ok, ya que iba un coche escoba y en caso de cansarse podía subir. La sorpresa fue que, salvo la vuelta a la montaña que es mucho para ella, con 6 años llegó al Socorro, cargó el ramo corriendo y entró en la ermita con su ofrenda a Nuestra Madre. Este año será su cuarta ofrenda con 9 años. Ahora van más niños y niñas y eso es positivo para que esta ofrenda crezca cada año más. Espero seguir haciendo esta prueba hasta que mi pequeño de 2 años empiece y siga los pasos de su hermanita. ¡Viva la Virgen del Socorro!”.