El proceso de renovación de los quioscos de Santa Cruz de Tenerife avanza a buen ritmo

en SANTA CRUZ el .

La Junta de Gobierno adjudicó hoy la concesión de la instalación de la plaza Militar y aprobó el proyecto técnico de Tomé Cano, cuya obra podrá comenzar

La Junta de Gobierno Local de Santa Cruz de Tenerife aprobó hoy el proyecto técnico de adecuación del quiosco-bar situado en la plaza Los Sabandeños, en Tomé Cano, que ya cuenta con todos los informes técnicos favorables por parte del Ayuntamiento y podrá comenzar con su ejecución.

También se acordó adjudicar la concesión administrativa de utilización del dominio público para la explotación comercial del quiosco de la plaza Pedro Schwartz (plaza Militar), mediante procedimiento negociado sin publicidad y tramitación ordinaria.

El sexto teniente de alcalde y concejal de Infraestructuras, José Alberto Díaz Estébanez, mostró su satisfacción “ante el buen ritmo del proceso de renovación de estas instalaciones, que no solo son parte de la historia y el paisaje urbano de Santa Cruz, sino que suponen un elemento de dinamización económica fundamental”.

“Hablamos de dos enclaves muy importantes de los distritos Centro-Ifara y Salud-La Salle, que con estas reformas, importantes por el deterioro que acumulaban con el paso del tiempo ganarán unas instalaciones modernas y con todas las garantías de seguridad”, explicó el concejal.

Plaza Militar

Para la instalación de la plaza Militar se optó el pasado mes de noviembre por la fórmula del procedimiento negociado sin publicidad, y tramitación ordinaria, como permite la legislación administrativa en vigor, con invitación a diversas empresas.

Hoy se acordó su adjudicación a Paviestuk S.L. por diez años y 8.520 euros de canon anual, que comenzará a devengarse a partir del día siguiente de la finalización del plazo máximo que se conceda para realizar las obras. Las reformas que requiera su rehabilitación y puesta en funcionamiento habrán de correr por cuenta del concesionario.

En compensación al gasto derivado de las acometidas necesarias para adecuar el quiosco y la inversión inicial a realizar, que asciende a 75.564,06 euros, el primer año el canon es de cero euros.

Tomé Cano

En el caso del quiosco-bar de Tomé Cano, la obra costará 185.664,23 euros, que corren por cuenta del contratista, que prescinde de la estructura actual, para levantar una nueva. El plazo de ejecución es de diez semanas a partir de la firma del acta de inicio, y como en el caso anterior, en compensación al gasto derivado de la puesta en funcionamiento, el primer año el canon será de cero euros.

La entidad Gestyona Recursos y Proyectos S.L., deberá abonar un canon anual de 9.360 euros, que comenzará a devengarse a partir del día siguiente del plazo máximo de terminación de las obras de acondicionamiento del quiosco.

Como ya se ha informado, el nuevo quiosco de Tomé Cano simulará un barco, con elementos realizados en materiales duraderos que permiten un fácil montaje y desmontaje, con una única estructura metálica anclada sobre elementos de hormigón. Han tomado como inspiración la obra de Tomé Cano, nacido sobre 1545 en Garachico, considerado el mejor ingeniero naval de su época.

En un único módulo se integran el quiosco, el almacén y los baños, creando un equipamiento totalmente accesible, actualizado conforme a la normativa en vigor. El área de mesas tendrá 120 metros cuadrados.