LA ESENCIA DEL BUEN ENTRENAMIENTO: COMUNICACIÓN Y RESPETO

en MIRA - DEPORTES el .

La cualidad más importante y exigente de un entrenador para construir fuertes relaciones con los deportistas, es saber comunicar de forma efectiva. Mediante una buena comunicación, el entrenador aprende tanto de sus deportistas como estos de él. El arte de la comunicación es esencial, y es una habilidad que puede y debe ser aprendida. El entrenador y los deportistas que se comunican bien, dentro y fuera de la cancha, demuestran tener la madurez necesaria para hacer un buen trabajo juntos.

Para estimular una comunicación efectiva, el entrenador debe ser accesible a sus deportistas, creando un entorno receptivo y agradable. Escuchar es difícil, un arte que requiere paciencia y tiempo para cultivarlo. Debemos evitar censuras, reproches, reprimendas, insultos y amenazas violentas, todo lo cual da lugar al clásico bloqueo para una comunicación efectiva.

El entusiasmo en el trabajo del entrenador no debe ser sólo pasión e inspiración, también puede manifestarse en forma de honestidad, emoción, alegría, audacia, seguridad en sí mismo y otras cualidades, que nos llevan a cada uno de nosotros a entrenar con motivación.Con excesiva frecuencia escucho a deportistas y entrenadores que en su emocional persecución por la victoria, ser los mejores,… incurren en conductas que son irrespetuosas y perniciosas para otros. No es el camino. El verdadero respeto se adquiere mediante un carácter maduro y ético, no con títulos. La clave radica en respetar a los demás como uno quiere que se le respete. La buena comunicación es la que mantiene unido al deportista-entrenador y el respeto es el fundamento de toda relación fuerte.

Un buen entrenador tiene que hacer entender a sus deportistas que el deporte se basa en relaciones respetuosas. El deporte es una clase universal, un maestro para toda la vida, una oportunidad para descubrir nuestro ser interior. Sin respeto, las relaciones estrechas no existen, lo que hace imposible un entrenamiento efectivo. Hablar es una necesidad, escuchar y respetar es un arte. Entonces, ¡ejercitemos la habilidad de saber escuchar y respetar!

Muchas gracias. Salud, suerte y ¡hasta la próxima!

Basilio Labrador Sanabria

Atleta tinerfeño, 19 internacionalidades con España

5º en el Mundial de Stuttgart ´93

Entrenador Nacional de Atletismo