El Ayuntamiento difunde los valores históricos y artísticos del Palacio de Carta

en SANTA CRUZ el .

Una exposición sobre la historia de este monumento de la capital tinerfeña permanecerá abierta hasta el 31 de julio en el propio edificio

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha presentado  una exposición sobre la historia del Palacio de Carta, con el fin de acercar a la ciudadanía la evolución en los últimos 300 años de esta edificación, declarada como Bien de Interés Cultural con la categoría de Monumento. La muestra permanecerá abierta hasta el próximo 31 de julio y su visita es gratuita.

El acto de apertura contó con la asistencia del noveno teniente de alcalde y concejal de Promoción Económica, Alfonso Cabello; el quinto teniente de alcalde y concejal de Cultura, José Carlos Acha; la concejal de Patrimonio Histórico, Yolanda Moliné, y el arquitecto y comisario de la muestra, Carlos Pallés.

Cabello apuntó que “el objetivo de la exposición es impulsar la divulgación de los valores históricos y artísticos de  este edificio emblemático, así como ahondar en el conocimiento de la historia del Palacio de Carta y su entorno, durante los últimos tres siglos”.

“Tanto la exposición como la planta baja del Palacio de Carta podrán visitarse de manera gratuita de lunes a domingo, de 9:00 a 14:00 horas, con el acompañamiento de informadores turísticos, a través de un recorrido de unos 40 minutos de duración”, explicó.

Moliné explicó que “se trata de una oportunidad para acercar a la ciudadanía este edificio emblemático, que data del siglo XVIII y que fue uno de los primeros en ser catalogado como Bien de Interés Cultural”.

En este sentido, Acha añadió que la exposición “permite conocer el pasado del palacio, al tiempo que se acerca a la población los usos que están contemplados en el Plan Director” y detalló que “tras la finalización de la rehabilitación, permitirá acoger a los turistas que visiten la capital como Centro de Información Turística, contemplándose la posibilidad de albergar el Museo de la Historia de Santa Cruz o un centro de interpretación”.

El arquitecto y comisario de la muestra, Carlos Pallés, puntualizó que “se trata de una exposición didáctica y divulgativa, que sigue una línea cronológica de los 300 años de historia que tiene este edificio” y recalcó que “además de la historia, la muestra incluye el plan de uso y el Plan Director, con el fin de que cualquier persona que nos visite sepa qué ha significado el Palacio de Carta para Santa Cruz”.

Pallés, quien recientemente presentó el Plan Director de Restauración y Rehabilitación Integral del Palacio de Carta, ha supervisado la elaboración de los 24 paneles informativos que componen la muestra, así como de los elementos audiovisuales que se podrán visionarse en la sala anexa durante la visita.

La exposición cuenta con el patrocinio de Mutua Tinerfeña y la colaboración de la Dirección General de Patrimonio del Gobierno de Canarias, la Tertulia Amigos del 25 de julio y Arkhápolis Estudios. Está diseñada con el concepto de tótems, por lo que no se requiere sistema de cuelgue en paredes. Esta tipología facilita el montaje, desmontaje y transporte, lo que permitirá poder exponerla en otros puntos del municipio después del 31 de julio.

El Palacio de Carta está situado en la plaza de la Candelaria, frente de la Cámara de Comercio y del monumento al Triunfo de la Candelaria, en Santa Cruz de Tenerife, y es uno de los edificios civiles más destacados del barroco canario, si bien en su fachada realizada en cantería puede apreciarse también elementos de estilo neoclásico.

Fue mandado a construir en 1721 por Matías Rodríguez Carta, para convertirse en la residencia familiar, quedando terminado en 1752. En el interior, cuenta con dos patios de estilo tradicional canario. A lo largo de los años ha tenido diversos usos como sede de la Capitanía General de Canarias, del Gobierno Civil y más tarde del Banco Español de Crédito en los años 50 y en 1947 fue designado Bien de Interés Cultural, siendo el primer inmueble con esta protección de la capital tinerfeña y uno de los primeros de Canarias. Este pasado 31 de mayo el Gobierno de Canarias hizo efectiva su cesión al Ayuntamiento.