El Ayuntamiento da los primeros pasos para permitir la instalación de un tanatorio-velatorio en el casco

en GRANADILLA el .

El Ayuntamiento de Granadilla de Abona, a través de la Concejalía de Obras y Urbanismo, cuya responsable es Concepción Cabrera Venero, da los primeros pasos para permitir la construcción y regularizar la instalación de tanatorios y velatorios en los diferentes núcleos de población que conforman el municipio y en el casco granadillero.

En palabras del alcalde, José Domingo Regalado González, explica que el PGO vigente solo permite la construcción de estas instalaciones mortuorias en el ámbito del cementerio municipal y los territorios colindantes previstos, por lo que mañana en pleno ordinario se procederá a la toma en consideración de la propuesta de realizar una modificación del plan general con un estudio ambiental estratégico, que será luego remitido a la COTMAC, para que se permita contar con estos servicios en otros puntos de la localidad.

Regalado señala que se trata de una “necesidad urgente”, al no contar en la actualidad los vecinos y las vecinas del casco de Granadilla de Abona de un lugar adecuado donde velar a sus familiares y allegados fallecidos, teniendo que trasladarse hasta otras salas ubicadas en los núcleos de Charco del Pino y El Médano. Con esta medida que se prevé apoyar en pleno, se dará respuesta a una importante demanda de la población no solo del casco sino, también, de otros puntos del municipio, que no disponen de este tipo de centros velatorios, así como regularizarlo donde si existen ya este tipo de instalaciones.

Por su parte, Concepción Rivero señala que es un trámite previo y que, una vez remitido a la COTMAC como órgano ambiental para su tramitación y determinación, se podrá luego llevar a pleno posteriormente para su aprobación inicial. En concreto, señala la responsable de Obras, se trata de un modificación en el plan general que no permitía la instalación de equipamientos destinados a servicios previstos en la normativa de la sanidad mortuoria, fuera del ámbito del cementerio municipal, y con este trámite se dará el primer paso para compatibilizar las dotaciones y equipamientos destinados a establecimientos funerarios con las dotaciones y equipamientos socio-asistenciales, culturales y religiosos, entre otros.